Documental: defendiendo los bosques de Surinam

El 80 % de la tierra en Surinam es área boscosa. El gobierno ha cedido el 40 % a las empresas extractivas.

Cada año 60 toneladas de mercurio son vertidas a los ríos de Surinam​ a causa de la minería. En la comunidad de Apetina hicieron una medición del mercurio de su población en sangre. Este caso se llevó a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). CASO PUEBLOS KALIÑA Y LOKONO VS. SURINAM. CORTE INTERAMERICANA DE DERECHOS HUMANOS SENTENCIA DE 25 DE NOVIEMBRE DE 2015 http://www.corteidh.or.cr/docs/casos/articulos/seriec_309_esp.pdf

La ONG británica Forest Peoples Programme se refirió a la decisión de la CIDH como “positiva”. Por ejemplo, la Corte Interamericana de Derechos Humanos exigió que los territorios Kaliña y Lokono sean delimitados, demarcados y titulados, y que los procesos formales para decidir sobre la restitución de tierras afectadas por terceros y las reservas naturales ocurran dentro de tres años.

La CIDH también ordenó a Surinam que rehabilite el “grave daño” causado por la extracción de bauxita realizada por las subsidiarias de Alcoa y BHP Billiton, sin la participación de los pueblos Kaliña y Lokono y sin haber realizado ninguna forma de evaluación de impacto.

Por último, se ordenó al Estado implementar una serie de “garantías de no repetición” que requieren el reconocimiento legal de los derechos territoriales y de otro tipo de todos los pueblos indígenas y tribales en Surinam para que la historia no se repita nuevamente.

Los pueblos indígenas de Surinam suman aproximadamente 20.344 personas, alrededor del 3,8 por ciento de la población del país. Desde 2014, los representantes de estas comunidades indígenas se han involucrado más en dos eventos importantes en la escena internacional: la Conferencia Mundial de Pueblos Indígenas (WCIP, por sus siglas en inglés) y la Conferencia de las Partes (COP20).

Tras la decisión de la CIDH, existe la esperanza de que el país adopte su propia legislación en defensa de los territorios y otros derechos de los pueblos indígenas, especialmente ahora, a medida que crece el interés en recursos como la bauxita, el oro y el agua, bosques y biodiversidad.

DEFENSA DE LA MADRE TIERRA

Una unión entre comunidades indígenas de Trio y Wayana han presentado ante la Asamblea Nacional de Surinam, una declaración de cooperación con el apoyo de Conservación Internacional (CI) y WWF Guyana. Este documento anuncia la creación de un corredor de conservación indígena que cubre 72 mil kilómetros cuadrados en el sur de Surinam.

Surinam es un país muy pequeño pero con una riqueza natural enorme. Tiene menos de un millón de habitantes y casi la mitad de su población se concentra en su capital, Paramaribo, lo que permite que una gran parte del territorio esté deshabitado y esto es perfecto ya que tienen algunos de los bosques más intactos del mundo.

La extensión que cubre la declaración equivale casi a la mitad del territorio del país, pero es un área esencial para mantener a raya el cambio climático, la seguridad hídrica y el desarrollo sostenible. Los grupos indígenas que participan están conscientes de la importancia de conservar la naturaleza para aprovechar los recursos que les brinda.

El sur de Surinam contiene la parte más virgen del bioma amazónico y el escudo guyanés. Sus bosques tropicales están en una de las más grandes áreas protegidas en el trópico, incluyen al Parc Amazonien en GUyana Francesa y al Tumucumaque en Brasil. Para el planeta esta área representa un pequeño pulmón pues estos bosques están prácticamente en su estado original,

En la región que incluye la declaración se genera cerca del 60% del agua del país. Esta área almacena casi 11 gigatoneladas de carbón y absorbe más de 8 millones de toneladas de carbón al año. Además, su biodiversidad abarca 1.378 especies de flora y fauna, durante una investigación del Programa de Evaluación Rápida del CI, se descubrió que 60 de esas especies eran completamente nuevas para la ciencia.

No es de extrañar que Surinam sea considerado como uno de los países más verdes y su huella ecológica per cápita sea de las más bajas del mundo. La conservación de los bosques de Surinam nos conviene a todos pero es una ventaja que las mismas tribus que viven en ellos lo protejan de la creciente industria maderera y minera que amenazan la seguridad del mismo.

Proteger esta área asegura el sumunistro de agua al país y al cambio climático. Las tribus de Surinam son un gran ejemplo de conservación y respeto a la naturaleza que debemos tomar en cuenta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .