Chile: Armada discrimina a Sargento negándole medicamentos para el cáncer

Chile, 5 de julio.

El representante de la CUT Militar, Nazario Zúñiga Cabezas, en su condición de delegado laboral de la Central de Trabajadores,  realizó una grave denuncia de discriminación  en contra de la Marina chilena, al sostener en un recurso de protección presentado en la Corte de Valparaíso, que, al Sargento de Infantería de Marina, Fernando Rivas Cofré, el 12 de junio pasado en el Hospital Naval, le negaron los medicamentos para soportar el dolor de un cáncer gástrico agudo

La acción judicial fue dirigida en contra del Comandante en Jefe de la Armadas, Julio Leiva Molina, según consta en rol de ingreso – Protección 23722-2020, interpuesto por el abogado Rubén Jerez.

El recurso indica lo siguiente:

RECURSO DE PROTECCIÓN EN CONTRA DE LA ARMADA POR DISCRIMINAR A UN SARGENTO AL NEGÁRSELE LA ENTREGA DE MEDICAMENTOS EN EL HOSPITAL NAVAL.

I. CORTE DE APELACIONES DE VALPARAÍSO

Rubén Jerez Atenas y Nazario Zúñiga Cabezas, con domicilio, para estos efectos,  en Huérfanos 1160, Santiago, a S.S.I. Respetuosamente decimos:

Que, venimos en solicitar protección, en los términos del artículo 20 de la Constitución, en favor del Sargento de Infantería de Marina, Sr. Fernando Rivas Cofré, RUT: 9.753.764-K, quien, sufriendo graves dolencias, (tumores cancerígenos gástricos), y habiendo servido a Chile por más de 26 años,  fue discriminado arbitrariamente en el Hospital Naval, el 12 de junio último, cuando se le negaron los medicamentos que requiere para el tratamiento médico de su discapacidad.

La ley Nº 19.465, que establece Sistema de Salud de las Fuerzas Armadas,  señala al efecto:

Artículo 5°.- Los establecimientos e instalaciones sanitarias de las Fuerzas Armadas no podrán negar atención a los beneficiarios que la requieran, ni condicionarla a pago previo, sin perjuicio de su pago posterior mediante los procedimientos que determine cada Institución.

El personal en retiro de la Armada es titular del derecho anterior, de conformidad con la misma ley que indica en lo pertinente:

Artículo 8°.- La incorporación al Sistema de Salud de las Fuerzas Armadas será automática, desde el momento en que se adquiera cualquiera de las calidades o condiciones señaladas en el artículo anterior y se mantendrá mientras ellas subsistan.

Sin embargo, no perderá la calidad de beneficiario del Sistema, el personal que se retire con derecho a pensión otorgada por el Organismo de Previsión y Seguridad Social de las Fuerzas Armadas, en tanto no opte por afiliarse a otro régimen de prestaciones de salud.

En consecuencia, nos encontramos frente a una discriminación arbitraria que vulnera la igualdad ante la ley, lo que prohíbe, expresamente, el artículo 19 Nº 2 de la Constitución.

Es más, la denegación de entregar remedios pone en riesgo la integridad física del afectado y agrede su normalidad psíquica, preservada por el artículo 19 Nº 1, inciso primero, de la Carta Fundamental.   

Las prestaciones de salud, como es manifiesto, son financiadas por las cotizaciones que efectúa el Sr. Fernando Rivas Cofré, al respectivo fondo de la Armada, a través de los descuentos que se le realizan a su pensión. En efecto, según el inciso segundo del artículo 74 de la ley Nº 18.948 – LEY ORGÁNICA CONSTITUCIONAL DE LAS FUERZAS ARMADAS:

 Dichos fondos se formarán con imposiciones legales establecidas como porcentajes sobre las remuneraciones del personal en servicio activo, o sobre las pensiones de retiro y de montepío; y con aportes fiscales y con otros ingresos de fuente pública o privada.

En consecuencia, y a partir de lo descrito, podemos estar frente al ilícito penal de denegación de servicio del artículo 256 del Código Penal; y/o al de malversación de caudales públicos, si esos fondos han desaparecido, según la configuración tipificada en los artículo 235 y 236 del código anterior.

POR TANTO, y en mérito del artículo 20 de la Constitución, en relación con el 25 del Pacto de San José de Costa Rica,

PEDIMOS A S.S.I. Protección en favor de don Fernando Rivas Cofré, Sargento (R), de Infantería de Marina, y en contra del Comandante en Jefe de la Armada, Sr. Julio Leiva Molina, domiciliado en  calle Plaza Sotomayor Nº 592, Valparaíso, con la finalidad de hacer cesar los actos discriminatorios del Hospital Naval que ponen en riesgo la integridad física y psíquica del afectado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .